SEMILLAS DE STEVIA » Cuidados y cultivo

La Stevia rebaurdiana Bertoni, mejor conocido simplemente como stevia, es el edulcorante que ha logrado ponerse de moda en los últimos años debido a que la naturaleza de su obtención lo convierten en un ingrediente mucho más saludable que el azúcar tradicional, razón por las cual vez cada son más las personas que buscan plantar semillas de stevia para añadirlo a la lista de ingredientes de su cocina cotidiana.

Esto es considerado una excelente idea, puesto que las hojas de stevia son un edulcorante de origen natural. De hecho, se considera que cuenta con ciertos usos medicinales frente a padecimientos tan comunes como la obesidad, el diabetes tipo 2 o la hipertensión.

Sumado a la realidad de que puede llegar a ser sumamente sencillo implementar semillas de stevia en la comodidad del jardín, queda claro que existen muchos alicientes con respecto al cultivo de esta alternativa al azúcar para darle dulzor a tus comidas.

Por lo tanto, si estás pensando seriamente en comenzar a cultivar stevia en casa, aquí podrás aprender todo lo necesario para que puedas valerte de macetas o un pequeño jardín para cumplir tus objetivos de cosecha.

stevia

Cultivar semillas de stevia

Una de las bondades de las semillas de stevia es que se pueden dividir anualmente por esquejes. Cosa que resulta sumamente sencilla y será explicada a continuación.

Lo primero que necesitas es ubicar la maceta que usarás para sembrar. Llénala de turba y échale un poco de agua antes se sembrar. Luego de esto tendrás que esparcir las semillas de stevia por toda la superficie de la turba, pero evita taparlas, pues si lo haces jamás van a poder germinar.

Se recomienda que te asegures de que las semillas estén bien adheridas a la turba para que su germinación sea más fácil. Por otra parte, debes saber que la primavera es la estación del año ideal para comenzar a sembrar semillas de stevia. En cuanto a la duración, podrían durar una semana en germinar en el mejor de los casos, pero si pasa una semana y no germinan no desesperes, puesto que pueden llegar a durar más.

También es buena idea que ubiques la maceta en un lugar donde la luz solar no llegue directamente, no sin que este implique que se trate de una zona sin luz. Tampoco te excedas con el agua, ya que corres el riesgo de que las pequeñas semillas de stevia se pierdan en el proceso y no logren germinar.

Luego de tres meses podrías verte en la necesidad de trasladarlas a una maceta más grande en caso de que notes que hay raíces asomando por la parte baja del tiesto. Si lo haces prepara otra vez turba enriquecida.

maceta-stevia

Cuidados

Es importante destacar que hace falta un sustrato ácido similar al de las hortensias para plantar semillas de stevia. Específicamente uno que contenga un ph inferior a 7. Por esto es indispensable el sustrato de turba.

Así mismo, es recomendable que le des a tu cultivo de stevia un aporte de humus de lombriz cuando inicie la primavera, al menos una vez por año. Esta cantidad de humus variará dependiendo del tamaño de la maceta, lo ideal es que aportes hasta un 20% de humus. Por poner un ejemplo, si tu maceta es de 25 litros, entonces cuando comience la primavera tendrás que aportarle 5 litros de humus.

Como recomendación final podemos decir que, si tu jardín es una zona muy fría, es recomendable que coloques la siembra dentro de casa. Esto es especialmente importante durante el invierno. La idea es que tu cultivo se mantenga siempre en una temperatura constante.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…